Internacionales

El Yate de Husein Convertido en Hotel

Lanzacohetes, un helicoptero y un submarino son tres de las cosas que exigió Sadan Hussein a los constructores de su superyate, que pensaba extrenar días antes de estallar la guerra que perdió con Estados Unidos.

El dictador, nunca pudo poner ni un pie a bordo de la nave, que hoy es motivo de preocupacion para el nuevo gobierno iraqui, que no encuentra que hacer con el lujoso super yate, "Basrah Breeze", anclado desde 1981 en un puerto de Bazora, al sur de Irak.

La nave de 270 pies tiene entre otros detalles un pasadizo secreto que conduce directamente a un mini sumarino que puede ser lanzado como un torpedo lejos de la nave.

La idea de Hussein, era tener suficientes vias de escape en caso de verse comprometida su seguridad en medio del mar.

A pesar de que fue construido en 1981, el dictador nunca lo abordo, y ahora está listo para ser disfrutado por los pilotos que guían el navío dentro y fuera del puerto de Basora, la principal ciudad del sur de Irak.

El pequeño buque de placer, posee ademas de habitaciones privadas, comedores y dormitorios de Saddam, 17 habitaciones más pequeñas, 18 cabañas para la tripulación y una clínica.

El yate ha sido decorado al estilo "árabe" según Yacht CharterFleet, con tallas de caoba, accesorios de grifería de oro y alfombras de pelo oscuro de colores brillantes, y también cuenta con piscinas, un pequeño teatro y pista de aterrizaje para un helicóptero.

Al igual que otros tesoros dejados por Saddam, derrocados en 2003 durante la invasión de Irak liderada por Estados Unidos y ahorcados tres años después por crímenes contra la humanidad, los gobiernos que lo sucedieron han estado luchando por encontrar un uso para el barco.

Desde que Iraq lo recuperó en 2010 después de una batalla judicial y una odisea de tres décadas en el extranjero, ha estado atracado principalmente en Basora, y como el Gobierno no ha logrado encontrar comprador, durante los últimos dos años el "Basrah Breeze" ha estado al servicio de La Universidad de Basora, que acoge a los investigadores en viajes para estudiar la vida marina.

"El yate presidencial está en muy buenas condiciones. Sus dos motores y generadores funcionan", dijo su capitán. "Solo necesita mantenimiento periódico".

Pero las autoridades han decidido amarrarlo permanentemente como un hotel y lugar de recreación para los pilotos del puerto del sur, muchos de los cuales viven en ciudades distantes.

"El puerto necesita que el barco sea una estación donde los pilotos de mar puedan descansar", dijo el portavoz del puerto de Basora, Anmar al-Safi.

Construido por un astillero danés mientras Irak estaba en guerra con Irán, el yate pasó a Arabia Saudita, entonces un aliado de Saddam, para protegerlo de los ataques aéreos contra Basora.

El barco paso de una mano a otra durante varios años primero estuvo anclado bajo el dominio de Egipto después de que Irak invadió Kuwait en 1990, la nave fue a parar a manos del gobierno de Jordania.

Sus movimientos posteriores no estaban claros hasta que Iraq lo rastreó en el complejo francés de Niza, donde un tribunal lo confiscó y lo envió a casa.

En lo que respecta al futuro del "Basrah Breeze", el museo de Basora no ha perdido la esperanza de convencer al puerto de que permita atracar el buque junto a sus salas de exhibición en uno de los antiguos palacios de Saddam con vistas al Shatt al-Arab.

"Las generaciones futuras podrían ver cómo vivía un dictador", dijo Jawad Abdul Kadhim, subdirector del museo.

 

FUENTE: http://loultimodigital.com

Administrador

admin@enews360.com

Somos un portal de noticias en línea o periodico en linea con fuente de contenidos técnicos y digitales para nuestra audiencia en Republica Dominicana y el mundo.

Sígueme: