Opinión

Las pruebas de Manuel Jiménez son irrefutables

Manuel Jiménez, candidato a alcalde por Santo Domingo Este, a través del PRM y fuerzas aliadas, presentó pruebas irrefutables ante la JCE, al denunciar las irregularidades cometidas por el candidato del oficialismo a la misma posición, el dueño de bancas de lotería Luis Alberto Tejeda.
El candidato opositor mostró fotos y videos de vehículos del Estado con propagandas de Luis Alberto e imágenes en que este caballero asfalta calles del municipio Santo Domingo Este sin ser ministro de Obras Públicas ni alcalde de esa localidad. Además, Jiménez, presentó documentos que demuestran el alquiler de cuatro viviendas en los frentes de la Escuela Japón, para desde esas casas montar ilegales operativos de compra de cédulas y de votos de munícipes que hacen fila para sufragar.
Las pruebas son contundentes y ahora le corresponde a la Junta Central Electoral asumir su responsabilidad en lo que toca a la Ley Orgánica de Régimen Electoral, la 15-19, Art. 284, en lo inherente a los delitos electorales y dictar, en su calidad de tribunal, las sanciones correspondientes en contra de los violadores de las normativas comiciales.
Todavía la JCE tendría la oportunidad de hacer valer su autoridad, a través de la Policía Electoral, impidiendo la comisión de estos delitos electorales el mismo día 16 de febrero, apresando a los que delinquen en materia comicial y sometiéndolos a la acción de la justicia. De no hacerlo, estaría dando muestra de falta de autoridad, de debilidad y hasta de parcialización.
Si la JCE no actúa en apego a las leyes 15-19 y 33-18, que constituyen normativas electorales para el torneo comicial del día 16, el proceso podría contaminarse y viciarse y le dejarían a la oposición, por lo menos en el municipio Santo Domingo Este, el hacer justicia con sus propias manos.
Manuel Jiménez, reputado compositor de fama mundial, es un civilista, hombre ecuánime y de paz. Sin embargo, en esta campaña electoral, de forma reiterativa, ha sostenido que no está en disposición de irse a una huelga de hambre en el hipotético caso de ser objeto de un fraude electoral, que la experiencia del año 2016 no se volverá a repetir, donde fue despojado de su triunfo electoral de forma amplia.
(En el 2016 Manuel Jiménez fue candidato a la alcaldía del municipio Santo Domingo Este por el Frente Amplio, pero recibió el apoyo de la mayoría de los peledeístas y también del grueso de los perremeístas y demás fuerzas políticas, pero las urnas de los centros de votación fueron secuestradas por fuerzas militares y devueltas varios días después con resultados alterados).
Nada de eso ocurrirá en esta oportunidad. En Santo Domingo Este todos están todos preparados para impedir, en el escenario que sea, la comisión de compra de cédulas y de votantes que se encuentren en las filas de sufragantes.
Ojalá y no se produzca ningún hecho lamentable, pero le corresponde a la JCE, como órgano competente y con la Policía Electoral a su disposición, prevenir incidentes que degeneren en tragedias que empañen el proceso y conmuevan al municipio y a toda la población dominicana.
Las puebas de Manuel Jiménez son irrefutables y la JCE debe de actuar antes y durante el proceso de votación del 16 de febrero.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

FUENTE: http://loultimodigital.com

Administrador

admin@enews360.com

Somos un portal de noticias en línea o periodico en linea con fuente de contenidos técnicos y digitales para nuestra audiencia en Republica Dominicana y el mundo.

Sígueme: